Segundas partes pueden llegar a ser buenas

¿Te Gusta?

Por: Maya Quiroga

Regresa en su segunda temporada a las noches de los domingos por Cubavisión, durante doce semanas, el programa de participación Bailando en Cuba, proyecto audiovisual auspiciado por RTV Comercial.

En el concurso televisivo que dirige el joven Manuel Ortega se han efectuado algunas modificaciones a tono con las opiniones emitidas por el público a través de las redes sociales, las llamadas telefónicas y las encuestas que realiza el Centro de Investigaciones Sociales del Instituto Cubano de Radio y Televisión.

A una interrogante de Cubanow acerca de la nueva visualidad del programa, Ortega destacó que el concepto utilizado en los spots es más urbano y ese trabajo conceptual se tuvo en cuenta en el sello de la nueva escenografía y del diseño gráfico.

Para la ocasión se han concebido diez galas tematizadas que tienen como escenario al teatro Astral. En la primera de ellas, dialogarán el baile y la identidad deportiva. El opening de cada emisión siempre estará a cargo del Ballet Revolution que lidera el coreógrafo Roclan González.

Esta vez, Roclan, el director artístico de Bailando en Cuba, viajó a nueve provincias con el propósito de reportar in situ el quehacer de grupos portadores músico-danzarios y así mostrar parte de nuestras tradiciones desde las comunidades donde se generan.

En tanto, Manolito acotó que en cada emisión se pretenden invitar a prestigiosas compañías danzarias. Además, dijo, entre el programa de la competencia semi final y la gran final se intercalará una gala especial dedicada a la danza como manifestación artística que tipifica la cubanidad.

Otra novedad es que los televidentes podrán apreciar el proceso de selección de las 16 parejas en concurso. Durante las dos primeras emisiones de Bailando en Cuba los maestros Lizt Alfonso, Susana Pous y Santiago Alfonso tendrán la responsabilidad de eliminar a 18 de los 50 aspirantes que intervendrán en una coreografía grupal.

Santiago señaló que Bailando en Cuba es un proyecto que le rinde homenaje a la danza cubana en todas sus manifestaciones y disciplinas. “Detrás de un bailarín y una bailarina hay muchas horas de trabajo, mucho sacrificio, muchos dolores y riesgos porque todo se puede acabar en un segundo”.

La directora de Lizt Alfonso Dance Cuba agradece ser parte de esta experiencia que califica de maravillosa porque el programa ha movido a la teleaudiencia nacional y foránea, por la forma de traer a la contemporaneidad ritmos tradicionales cubanos que los más jóvenes comienzan a bailar.

“Durante la competencia los muchachos se crecen porque tienen la oportunidad de recibir clases magistrales y trabajar con excelentes coreógrafos, bajo un rigor y una presión que no es la acostumbrada, normalmente, en muchas agrupaciones. Eso les da una experiencia de vida y una plataforma de lanzamiento que pueden aprovechar enormemente para su futuro profesional”.

Litz también ponderó a Bailando en Cuba como un espacio importante para el lanzamiento de nuevos coreógrafos y para que los ya establecidos puedan desarrollar sus creaciones porque, en su opinión, es difícil que una compañía te abra las puertas para hacer tu trabajo por las dificultades económicas que trae consigo cada nueva producción.

A Camila Arteche y Carlos Solar, los conductores de la primera temporada, se suma ahora el novel actor Marlón Pijuán a quien vimos en el rol de presentador en el programa La Colmena TV.

Como ya se ha hecho habitual en las producciones que llevan el sello de RTV Comercial, Bailando en Cuba se grabará en la misma semana en que sale al aire  buscando que tenga la mayor actualidad posible y así poder vincular al programa toda la realidad socio cultural del  momento presente.

Con esta segunda temporada, Manolito Ortega y su equipo tendrán el desafío de demostrar la filosofía de que cuando se implican las diferentes especialidades en función de un resultado único se pueden alcanzar elevados niveles de artisticidad, en un producto audiovisual donde se dan la mano cultura y entretenimiento.

 

 


¿Te Gusta?

Deja un comentario

Ir a la barra de herramientas