Historias contadas desde la televisión después del tornado

Por: Maya Quiroga

Foto: Tomada del sitio de la Radio Cubana

Desde la madrugada del lunes 28 de enero el Canal Caribe y los periodistas del Sistema Informativo de la Televisión Cubana han dado cobertura, paso a paso, a todo lo acontecido en La Habana tras el paso de un devastador tornado que azotó a cinco municipios de la capital.

Quienes acostumbranos a seguir la revista informativa Buenos Días tuvimos las primeras impresiones del desastre de la mano de reporteros que, no por jóvenes, dejan de conocer muy bien los entresijos de su oficio y otros a los que he visto crecer y desarrollarse profesionalmente en los últimos años.

Yosley Carrero, con su estilo habitual que incorpora giros del habla culto y coloquial, daba cuenta de los destrozos de la cruz de una iglesia de Diez de Octubre que “solo Dios sabía a dónde había ido a parar”.

Pero las imágenes más conmovedoras de la jornada las trajo, sin lugar a dudas, Aleida Piñeiro Meneses, a quien conocemos por su trabajo como reportera cultural y del acontecer de las artes visuales. Aleida hizo gala de una gran sensibilidad y captó, con agudo ojo, los terribles momentos vividos por el personal de salud, las mujeres embarazadas, recién paridas y sus familiares que se encontraban en el hospital Hijas de Galicia, de Diez de Octubre, y fueron rescatadas por los bomberos.

Dagné Relova, otra periodista cultural, indagó en las características y en la clasificación de los tornados y así tuvimos una mayor noción acerca de la gravedad del evento que pasó por tierras cubanas. Poco después, el doctor José Rubiera daba un parte especial para explicar con su sapiencia característica la ya comprobada trayectoria del fenómeno meteorológico.

A los pocos días llegó el emotivo reporte del cronista Julio Acanda quien nos trajo la historia de vida de una mujer que dio a luz en medio del tornado en el hospital Hijas de Galicia y hoy cuida con esmero a su bebé recién nacido para orgullo y alegría de la familia.

Otros historias fueron tomadas a vuelo de pájaro mediante vistas panorámicas y aéreas de la ciudad arrasada pero no vencida. Hasta un chino salió de la nada y sin conocer mucho de la lengua de Cervantes decidió convertirse en constructor para ayudar a levantar una casa destruida. Ese fue uno de los informes de Lázaro Manuel Alonso, quien destaca entre los reporteros más osados e inteligentes del Sistema Informativo.

Conmovedor en especial resultó el encuentro de un niño admirador del espacio dramatizado Tras la huella, con uno de sus protagonistas: el actor y director Omar Alí quien se sumó a las labores de recuperación junto con el resto del equipo técnico y artístico. Así nos lo contó el reportero Manuel Alejandro Hernández Barrios.

De igual manera, hemos visto a actores cómo Luis Silva, el popular Pánfilo del programa Vivir del cuento sumarse a esta cruzada solidaria, junto a gran cantidad de músicos que, sin grandes algarabías, llevaron su arte y los primeros donativos para los más necesitados.

Así, poco a poco, hemos seguido a través de diferentes espacios informativos del Canal Caribe el drama de cientos de familias habaneras que perdieron sus bienes materiales y sus inmuebles pero no dejaron de tener confianza en la máxima dirección del país, la misma que ha prometido levantar La Habana para que luzca sus mejores galas de cara al aniversario 500 de la fundación de la Villa de San Cristóbal.

A propósito del tema, el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel Bermúdez compareció, el pasado miércoles, en compañía de ministros del Gobierno, el Jefe del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil, autoridades de la capital así como dirigentes estudiantiles y juveniles, en el espacio de debate Mesa Redonda y lo hará nuevemente en la tarde de hoy para explicar cómo ha sido el proceso de recuperación de los damnificados.

#FuerzaHabana, #FuerzaDiezdeOctubre son algunas de las etiquetas que el mundo comparte hoy porque todos están conscientes de que “La Habana se levanta” gracias a un avalancha de amor, solidaridad y esperanza.

¿Te Gusta?
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas